Taller de Cromoterapia

Ya han pasado unos meses desde la Quedada Esotérica de Málaga y desde Stella Australis queremos ir compartiendo con vosotros el contenido de algunos de los talleres que se hicieron en ella. Para los que no pudieron venir, para los que no tomaron apuntes  o para los que se perdieron alguna cosilla…

Con este taller de Cromoterapia que se hizo el sábado en los Jardines Picasso como uno de los Talleres Rotativos queríamos iniciar a los asistentes en el uso del color para tratar las afecciones tanto físicas como emocionales y mentales.

Hemos dividido este artículo en varias partes para facilitar la lectura: teoría, práctica y lista de usos del color (click con el ratón en cada parte para acceder a ella directamente).

Foto del taller de Cromoterapia. Primer día de la Quedada Esotérica 2015, Jardines Picasso, Málaga.

Fotografía de Gema Raventós

La Teoría

Percibimos una infinidad de colores en nuestro día a día mediante la vista. Estos colores forman el llamado espectro visible que nos llega con la luz solar, blanca. Esto se intuía desde la antigüedad con la observación del arco iris, pero fue Newton quién difractó la luz blanca con un prisma, creando un pequeño arco iris artificial y quien seleccionó entre el degradado multicolor que veía los siete colores principales, que conocemos ahora como los colores del arco iris:

Rojo Naranja Amarillo Verde Azul Añil Violeta

La luz es energía radiante que se desplaza en forma de ondas, vibrando a diferentes frecuencias. A ambos extremos del espectro visible y fuera de nuestra percepción se encuentran la radiación infrarroja y la radiación ultravioleta. Como ya habréis intuido estas diferencias de vibración de la onda son lo que nosotros percibimos como una infinidad de colores.

Cromoterapia

La cromoterapia consiste en tratar las diferentes afecciones de nuestro cuerpo, nuestra psique y nuestro espíritu mediante el color. Hay muchas maneras diferentes de recibir el color que necesitamos en cada momento, por ejemplo…

…podemos exponernos a luz blanca que pase por un filtro de color, ya sea de cuerpo entero o concentrándola en una parte del cuerpo en concreto.

…podemos ingerir alimentos que tengan ese color de manera natural. Las frutas y las verduras abarcan todo el arcoiris en su riqueza y variedad.

…podemos vestirnos de un color concreto o una gama de color. Esto se utiliza incluso fuera del mundo esotérico para las relaciones sociales, ya que los colores forman parte de nuestra comunicación y podemos inducir estados emocionales con ellos.

…podemos exponernos a un ambiente en el que predomine algún color. Es más, esto lo podemos hacer de dos maneras:

  • físicamente
  • mediante la meditación

…podemos recurrir a los minerales, que tienen vibración propia según su estructura química, pero que también tienen diferentes usos según su color.

…podemos trabajar con los chakras, que como sabéis tienen asociado cada uno un color (de hecho en algunas tradiciones son exactamente los colores del espectro visible). ¿Y cómo trabajar con los chakras? Pues exactamente de la misma manera que con la cromoterapia: alimentación, meditación, ambientes + asanas de yoga, mudras y mil técnicas más. Solo se trata de encontrar qué chakra necesitamos trabajar para cada afección y dedicarle su tiempo.

Ahora bien, la forma de la que aplicamos la Cromoterapia en el taller fue cargando el agua (que es una sustancia incolora, muy neutra) con la energía del color.

Bodetllas de vidrio de color. Rosa, amarillo y verde.

Imagen de PublicDomainPictures de https://pixabay.com

Cada uno de los participantes eligió un color basándose en las necesidades emocionales que tenía en ese momento.

Llenamos vasos de colores con agua y los expusimos  a la luz solar durante unos minutos. Mientras nos concentramos en el aspecto que tenía en ese momento el agua, en el color que había adquirido y en las propiedades que tendría.

Después de unos minutos de concentración bebimos cada uno su agua lentamente, visualizando como ese color llegaba a nuestro cuerpo y se asimilaba en él.

Nosotros teníamos poco tiempo, al hacer la práctica tranquilamente en casa la podéis mejorar mucho con solo dos cambios fundamentales:

  1. Utilizad un recipiente de vidrio de color, no de plástico.
  2. Dejad que vuestra “agua de color” se cargue durante más tiempo al sol.

¿Qué nos aporta cada color?

El Rojo

Es un color que nos ayudará a sentir seguridad. Es muy recomendable para quien sienta que su vida depende solo de circunstancias externas y él mismo no puede hacer nada. Vence la fatiga y la depresión con un aporte de energía extra y aplaca sentimientos negativos como la ira.

El Naranja

Este color aporta creatividad a nuestras vidas. Ayuda a vencer la timidez y contrarresta la irritabilidad. Además viene muy bien para cuando nos sentimos poco atractivos físicamente y faltos de libido. Al igual que el rojo y el amarillo es un color que nos excita y aporta energía.

El Amarillo

El amarillo nos ayudará a confiar más en nosotros mismos. Es ideal para momentos de nuestra vida en los que nos autosaboteamos o adoptamos una actitud victimista. Puede darnos el empujoncito que necesitamos cuando estamos faltos de decisión y alivia en estados de ansiedad o depresión.

El Verde

El verde ayuda a vencer el miedo a la intimidad y nos ayuda a relacionarnos con los demás. Desarrolla nuestra compasión y empatía. Ayuda con los estados de tristeza que nos surgen por el aislamiento, la soledad y nuestra propia tendencia a la introversión.

El Azul

El azul está muy relacionado con nuestra capacidad de expresión. Restablece la conexión entre lo que sentimos, lo que pensamos y lo que llegamos a decir. Está muy recomendado para las personas que anteponen la opinión de los demás a la suya propia. Favorece la concentración y la estabilidad de las emociones.

El Añil

El añil nos ayuda a centrarnos en nuestras metas. Necesitan una aportación de añil todos aquellos que sienten que no consiguen encontrar su propósito en esta vida y que por ello se sienten frágiles. Aporta la seguridad en uno mismo que necesitamos para tomar decisiones acertadas.

El Violeta

El violeta es un color que favorece al desarrollo de nuestra parte espiritual. Podemos recurrir a él cuando sentimos demasiado apego a nuestras posesiones, somos demasiado materialistas  y deseamos cambiar eso. También para cuando nos sentimos apáticos e insignificantes.

+ un color bonus

Como recordareis los asistentes para el taller utilizamos vasitos de plástico de colores y en kit que traje no había un vaso rojo, sino uno rosa-magenta. Así que además de los siete colores básicos en el taller hemos trabajado con un color más…

El Rosa

Según la tonalidad de rosa que sea podemos atribuirle algunos de los efectos del color rojo y del violeta. Por sí solo el rosa es un color que ayuda a estabilizar y equilibrar las emociones.

Para preparar este taller se ha utilizado como principal fuente el libro Magia Práctica del Color (Raymond Buckland, editorial Sirio).

¡Esperamos que os hayan gustado el taller y este artículo y que vuestras vidas esten llenas de color cada día!

Anuncios

Una respuesta a “Taller de Cromoterapia

  1. Reblogueó esto en La Risa de la Brujay comentado:

    Hoy quiero compartir con vosotros algunas nociones de Cromoterapia e ideas para utilizarla en el día a día para tratar nuestras emociones. Este artículo es una transcripción del Taller de Cromoterapia que hicimos este verano en la Quedada Esotérica de Málaga 2015. Espero que os guste 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s